MALMAN: “A mi me re copa esta nueva etapa de la música”

A solo unos días del show de MALMAN En Refugio Guernica, hablamos con Agus Romanelli, baterista y cantante del power dúo. Agus nos contó sobre su nuevo material discográfico y su visión de la música hoy, además de compartir con nosotros qué ve en la bola de cristal sobre el futuro de la banda.


DLVE: Tocan en Guernica el sábado 13 en Refugio Guernica. Contame como preparan el show.
AR:
Nos encanta volver a Córdoba, somos cordobeses los dos integrantes de la banda, y venimos preparando un show que va mutando, no es que para cada fecha preparamos un show determinado, si no que a lo largo de lo que va pasando en el vivo van surgiendo nuevas ideas y las vamos adoptando mientras van surgiendo ahí en el escenario. Algunas otras cositas que cambiamos en el ensayo, pero casi siempre somos muchos de lo que sucede en el vivo. Si bien tenemos el show armado con la lista de temas, algunas cositas quedan libradas a la improvisación del momento, y eso es lo que nos divierte mucho también. Se van a encontrar con un show bastante enérgico, un power dúo de rock, bajo y batería, y nada más que eso. Tocamos canciones de nuestro primer y único disco llamado Campo, y estamos ahora laburando en un cover nuevo. Venimos tocando uno de Soda, Hombre al agua, y ahora un cover de Spinetta.

DLVE: Hace unos meses salió HUMO, el single. Yo escuchando HUMO, ¿me puedo ir imaginando como va a ser el siguiente disco? ¿Me da pistas?
AR:
No sé, quizás no (risas). Posiblemente no, posiblemente hay cosas que sí. Justamente anoche nos juntamos a desglosar lo que es la preproducción del siguiente disco, y está bastante variado el asunto, la verdad es que nos re cabe. Estamos en una época donde no está muy concreto lo que se debe hacer en un disco, en una canción, y nos re cabe esta época. Por ahí, si te vas 20 años atrás, si, era grabar un disco, sacarlo y salir a tocarlo. Hoy, ya sacando singles, es otra la apuesta, la jugada, el movimiento de la banda. Esta bastante bueno, a mí me re copa esta nueva etapa de la música, asi que posiblemente venga un disco de ese plan, posiblemente no (risas). Estamos ahí.

DLVE: Teniendo en cuenta que en MALMAN son dos, bajo y batería, ¿Considerás que la batería juega un papel distinto, en contraste con agrupaciones más grandes? ¿Cómo es el rol de tu instrumento en un dúo?
AR:
Está buenísima la pregunta. Las libertades son otras. No es que tengo más libertad que tocando en otra banda, es una libertad diferente. Me encontré con espacios y audios que necesitaba para rellenar ciertas cosas, y me encontré también con espacios más pequeños donde rellenar menos. Me vi forzado también a sacar ese tom que tengo ahí adelante. Para la gente que no toca la bata, la batería tiene un redoblante, y adelante del redoblante tiene un tambor más, que se llama tom, que suena más grave. Bueno, ese lo saqué directamente, por una cuestión visual y también de comodidad. Me di cuenta que no lo estaba usando, o lo estaba usando porque estaba. Es como ser guitarrista y comprarte cinco pedales, y uno no lo usas nunca, pero lo ponés igual. No, lo saco. Lo saqué y de repente, al sacarlo, me abrió la cabeza para un montón de otras cosas, para componer otras cosas que, bueno, uno trata siempre de generar contenido nuevo, dentro de lo que se puede. Hoy es cada vez más difícil generar cosas nuevas, cada vez son menos las posibilidades. Pero bueno, está bueno no quedar en el camino, y por lo menos intentarlo. Por lo menos decir: “Bueno, esto me suena a algo, pero yo traté de que suene a algo nuevo”. Las ganas de que suene a algo nuevo estuvieron. Si te suena, obviamente te va a sonar a esto, a aquello, a cosas que ya escuchaste o lo que sea. Pero la iniciativa de esa búsqueda me parece que está bueno que esté. Y así surgió

DLVE: En frente tuyo tenés una bola de cristal. Decime que ves en la bola sobre el futuro de Malman de acá a unos años.
AR:
(risas) Mirá, lo que veo en la bola de cristal es que no la tengo a la bola de cristal, pero si veo lo que si me gustaría, que de eso se trata la vida, por lo menos, por ahora no nos cobran por soñar, así que vamos a soñar todo lo que queramos. Uno como músico, y ya hace varios años que nos venimos dedicando a esto, dos años con la banda y ya nos sucedieron un montón de cosas re lindas que no esperábamos. Siempre soñamos con cosas grandes, con mucha gente cantando nuestras canciones. Nada puntual, en ningún lugar ni abriendo para ninguna banda ni nada de eso, sino que esto siga creciendo. Sin prisa pero sin pausa, es algo a lo que volvemos siempre. Y está bueno. Orden y progreso también es una frase que utilizamos mucho, que es permanecer en el camino. Y tarda en llegar, pero hay recompensa. Hay muchas frases y letras de artistas y poetas que por ahí siempre nos remitimos, y está bueno, no desesperarse. Nosotros somos muy ansiosos, y por ahí eso te juega en contra a veces. Nos gustaría que en un futuro podamos tocar para mucha gente.

Entrevista realizada por Remigio Gonzalez para www.delaviejaescuela.com

Fotografía: Fede Verra para www.delaviejaescuela.com

Compartir este artículo