RED HOUSE VIVO: “Las puertas se abrieron a una noche histórica”

Miércoles por la noche, un grupo de músicos se juntan a zapar como cada semana en honor al gran amigo que se fue. Para mantener vivo en cada acorde al Carpo.
En esta ocasión el lugar fue el Teatro Vorterix dándole un breve descanso a LA ROCA, mítico espacio creado por Pappo.
Pasadas apenas las 20.30hs se encendieron las luces y Luciano Napolitano coloca en el frente del escenario la Les Paul negra del Carpo para dar comienzo, con su bendición, a una noche a puro rock & blues.
El primer tema en sonar fue “El gato de la calle negra” y la gente se encendió por completo.
Le siguieron “Hombre suburbano”,”Pobre juan”,” Vamos a buscar la luz”, “Desconfio”. “Botas sucias” y “ Postcrucifixion”.
En el repertorio de homaje, hubo espacio también para recordar a Spinetta en una tremenda versión de “Despiertate nena”.
Como buenos invitados de lujo, los presentes dieron nota de ser un público puntual y diverso. Entre las camperas de cuero y remeras negras asomaban desde cabelleras plateadas hasta niños, lo que sigue demostrando que el rock es una gran familia.
La noche siguió avanzando, con ella el calor subía, y el pogo crecía de la mano de “La maldita maquina de matar”, “Ruedas d metal”, “Lily malone”, “No obstante lo cual” y “Sucio y desprolijo”
Entre los músicos presentes , por sólo nombrar algunos se encontraban Sebastian Coria, Walter Meza, Titi Lapolla, Willy Quiroga, Tano Marciello, Andrés Gimenez, Baltasar Comotto, Andrea Alvarez, JAF, Chizzo, Tete, Tanque, Sarcófago, Javier Martinez, Arito ALvarez y la lista sigue…
La sorpresa de la noche llegó con la actuación de MANAL interpretando “Avellaneda blues” y “Jugo de tomate frio”.
El disfrute de los músicos en escena fue lo más destacable, los juegos de zapadas, las improvisaciones y las risas estuvieron presentes en las casi 4 horas de show.
La cita del miércoles en Colegiales no fue un “recital” o un “concierto” más. Fue tener el honor de participar de una noche de música entre amigos, donde ellos nos abrieron las puertas de su RED HOUSE y nos invitaron a vivir una noche inolvidable e histórica.

Crónica y Fotografías por Natalia Cybuch para www.delaviejaescuela.com

Compartir este artículo